Cuando se trata de proteger su vehículo y a los conductores contra la suciedad y escombros dañinos, nada se le pasa a un filtro Purolator. Porque nada se le pasa a nuestro personal.

Desde que inventaron el filtro de aceite en 1923, se han mantenido en constante perfeccionamiento en los filtros de aceite, aire, aire de la cabina y combustible. Con innumerables patentes de filtros, los técnicos y usuarios confían en Purolator, ya que les proporcionan filtración avanzada y protección. Nuestra misión es mantenernos un paso al frente de los contaminantes, protegiendo su motor, su tanque de combustible e incluso el aire que respira.

Más información

Boletín

Suscríbete a nuestro boletín mensual